Ministerios Ungido
Homiletica Clase 1
Pagina Principal
Ofrendas
Seminario De Capellania
Estudios Biblicos
Clases Biblicas y Asignaciones
Poemas Cristianos
Nuestra Doctrina de Fe
Cobertura Espiritual
Concilio Iglesias Evangelicas de Dios--Directiva
Sermones en Audio
Correo Electronico Gratis
Dramas Cristianos
La Biblia en Audio
Uno en el Señor--Argentina
Iglesia Evangelica Rios de Agua Viva
Centro Cristiano Evangelico--Italia
Iglesia Casa De Oracion Hosanna
Contactarnos

Instituto Biblico Hosanna
Homiletica

Dr Pablo Caballero
www.ungido.org

Clase 1—Diferencia Entre Predicar y Enseñar

 

Estudiemos la diferencia entre una predicacion y una enseñanza. De esta manera podremos traer una presentacion mejor organizada cuando estemos siendo mensajeros de la Sagrada Palabra.

Hay tiempo cuando Dios nos mueve a enseñar la Palabra y hay tiempos cuando nos da una palabra para predicarla. Si enseñamos cuando tenemos que predicar o predicamos cuando tenemos que enseñar, entonces estamos descuidando un area donde hay necesidades que suplir.

Hay necesidades que solo se suplen por medio de la enseñanza y sus profundidades y hay otras que solo se suplen por medio de la predica.

I. La Predicacion

Predicacion es cuando Dios nos da una Palabra para una vida o vidas y en obediencia anunciamos el mensaje. Esta Palabra puede ser y debe ser por medio de las Sagradas Escrituras. Aun cuando la Palabra venga a nosotros en forma profetica, esta debe ser totalmente respaldada por las Sagradas Escrituras, de no serlo, entonces no es Palabra de Dios sino que es simplemente palabra de hombre.

Cuando vamos a predicar debemos orar primero y preguntarle al Señor que mensaje tiene el para nosotros en esta ocasion. No se debe escoger el tema solo por deseo propio o por algo que este pasando en la iglesia o en nuestro alrededor.

Al estar orando, Dios desarrolla la Palabra dentro de nosotros; nos pone un sentir especial por ella, nos inquieta en un tema, nos mueve a leer cierto pasaje biblico o nos detiene cuando estamos leyendo la Biblia y nos inquietad a que la estudiemos con mas cuidado.

La Palabra se trae en una forma directa al corazon del oyente. Es Dios hablando a la necesidad presente, es Dios trayendo una respuesta, una guianza a la situacion actual. Es un Dios que habla hoy, a problemas y situaciones de hoy dia. La Palabra no se trae en forma de que la persona acquiera conocimiento sino en que la persona reciba palabra de Dios como el que trae un telegrama de parte de alguien. No es solo decir “Dios te dice hoy que” sino hablar con seguridad el mensaje que la Santa Palabra nos indica.

La predicacion no es una palabra vacia, no es una comedia, no es para entretener al oyente, no es para convencerle a que piense como nosotros ni tampoco es para maltratarlo y golpearlo con la Biblia. Y mucho menos es para manipular. No es tampoco una forma de leer pensamientos, o tratar de ver si estamos revelando algo nuevo o secreto. Es sencillamente traer el mensaje de Dios y nada mas.

En la predicacion, Dios mueve al hombre hacia el camino correcto. En la predicacion Dios va transformando el corazon del hombre, se vuelve como el barro en manos del alfarero. Es la Palabra de Dios golpeando contra la piedra. Cuando esa Palabra toca nuestro espiritu, jamas podemos volver a ser iguales.

II. La Enseñanza

Enseñar es informar a las vidas de cosas que ellos desconocen. Por ejemplo, el enseñar sobre el bautismo, o la santa cena, o el plan de redencion de Dios hacia el hombre. Aqui se trae conocimiento biblico a las vidas y se les saca de una vida de confusion y de oscuridad.

La enseñanza ungida liberta al cautivo. Le hace conocer la Verdad y la Verdad le hace libre.

En la enseñanza, nos ocupamos de traer la sana doctrina recordando que antes de ser fieles a un concilio tenemos que ser fieles a la pureza del evangelio.  Tenemos que tener cuidado en no imponer nuestra manera de pensar.  Sino tratar con toda sinceridad de mantenernos fieles a lo que la Santa Palabra presenta, nada mas, y nada menos.

Dios espera de nosotros que al enseñar la Palabra nos dediquemos a estudiarla nosotros primero con diligencia, corazon humilde y en el espiritu, no en la carne.

Al enseñar, a diferencia de cuando predicamos, si podemos escoger un tema en especial que podemos seguir por varias semanas. Tambien la enseñanza tiene que ser traida como cuando se construye un edificio, de nivel en nivel. Hay enseñanzas que un recien convertido no puede entender. Por esto Pablo habla de los que toman leche y de los que comen carne. Si tratamos de enseñar temas dificiles a un recien convertido, le podemos confundir. Pero no usemos esto como excusa para pensar que nunca debemos de darle mas de comida solida a las ovejas, o para siempre estarlo dejando para despues. Mas bien, es nuestro deber prepararles para poderles servir comida mas fuerte. Y prepararnos nosotros para tambien poderlo hacer.



III. Resumen

Al predicar se anuncia un mensaje, un mensaje actual, un mensaje personal. Al enseñar se informa sobre conocimientos biblicos establecidos.

Si una persona solo escucha predicas y nunca recibe enseñanza, sera transformada pero su crecimiento sera debil.

Si una persona solo recibe enseñanza y nunca escucha predicas, su doctrina sera solida y recibira libertad espiritual pero su corazon no sera transformado de la manera que Dios quiere.

El pastor debe velar que en la iglesia haya un balance en estas dos areas.

Los pastores tendemos a ser mas fuertes en un area que otra. De ser asi, dejemos que los dones del Señor en la iglesia se desarrollen y demos mas oportunidades a otros hermanos de enseñar y predicar.

Asignacion
 
1.  Del Libro de Texto, leer el capitulo 1.
 
2.  Ir a la seccion que tenemos en nuestro sitio www.ungido.org, y seguir el enlace que dice Estudios Biblicos en la columna izquierda.  Escoja dos titulos que son predicas y dos que son enseñanzas y explique despues de cada titulo como usted llego a esa conclusion.
 
3.  Que es predicacion expositiva?
 
4.  Explique por que es importante el estudio personal del tema que se va a predicar.
 
5.  Como se puede hacer para traer un mensaje que no este contaminado o por lo que la gente quiere oir, o por lo que el predicador quiere decir.  En otras palabras, como se puede hacer para que a la hora de predicar estemos seguros que lo que estamos diciendo es de Dios y no de nosotros?
 
Mantega en mente el comentario que hace el autor del libro texto en cuanto ha que no se puede separar al predicador del mensaje, por lo tanto para que sea Dios hablando, como entonces debe prepararse el predicador?
 
Por favor de ser amplio en su respuesta.
 
6.  Que seria lo contrario de una predicacion expositiva?
 
7.  De dos ejmplos diferentes de como se puede hacer una mala interpretacion de las Escrituras?
 
Por favor de enviar sus respuestas a:
 
prcaballero@gmail.com